¿Por qué “alquiler de vientres” es un nombre inadecuado?

file4451287283974

Ya dijimos anteriormente que la maternidad subrogada posee varias denominaciones.  De todas ellas, la peor y más ofensiva es “alquiler de vientres”.

¿Por qué? Porque es una designación inexacta, tendenciosa, y despectiva.

ES INEXACTA.  Porque jurídicamente no existe un alquiler, y tampoco es el vientre lo que “se alquila”, sino la capacidad de gestar.  La figura contractual del alquiler, sólo puede darse sobre bienes muebles o inmuebles.  Se alquila una casa, un auto, una herramienta.  Pero no existe el alquiler sobre personas, ni sobre partes del cuerpo, porque no son bienes materiales que se puedan comerciar, están fuera del comercio y por ello, no cabe que puedan ser vendidos, ni alquilados.

Sería lo mismo que designar el oficio de un albañil como “alquiler de brazos”, o referirse al trabajo de investigación científica como “alquiler de cerebros”.

Es una burrada jurídica, hablar de “alquiler de vientres”, aún cuando la mujer gestante reciba una remuneración por su participación.

ES TENDENCIOSA.  Porque quienes se oponen al uso de la maternidad subrogada como técnica de reproducción asistida (y con ello niegan derechos humanos reproductivos) pretenden popularizar esta denominación, a fin de lograr una connotación negativa en la sociedad.   Logrando que se popularice esta denominación, logran que la gente inconscientemente rechace esta técnica.

Está cargada de ideología que pretende limitar y vulnerar derechos reproductivos de una minoría.

ES DESPECTIVA.   Porque tiene como objetivo, ofender los sentimientos de las personas que sufren de infertilidad y que necesitan recurrir a esta técnica.

La designación “alquiler de vientres” denota desprecio hacia quienes participan de estas técnicas.

Un desprecio infundado y egoísta, porque no existe un acto de amor más grande, que gestar un bebé para alguien que no puede hacerlo por si mismo.  Y no existe un deseo más poderoso, que desear tener un hijo propio.

Sin embargo, el lobby conservador y troglodita promueve la difusión de esta denominación, con fines tan discriminatorios como patéticos.

Concluyendo, te pediré que, si estás a favor de la vida y estás a favor de que se reconozcan los derechos de las minorías, entonces no vuelvas a usar esa denominación, que tanto daño causa a quienes sufren dificultades para tener hijos.

Gracias x leer!!

J.Pablo

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s